El sol: el aliado y enemigo de tu piel

Todos hemos escuchado que no hay mejor remedio para la palidez –y casi cualquier enfermedad- de la piel que el tomar sol, porque nos llena de energía, nos hace sentir rejuvenecidos, el calor nos produce un color natural y un aspecto más saludable, sin embargo, no debemos de olvidar que todo en exceso hace daño, y para el caso, tomar sol entra en este viejo refrán.

El tomar sol tiene muchas ventajas, la más importante, es que mejora sin lugar a duda nuestra piel: seamos blancos o morenos, tomar sol es bastante saludable, no obstante hay lineamientos que seguir cuando decidamos ir a saludarlo.

¿Cómo debo de proteger mi piel?

Sencillo. Los especialistas recomiendan no estar expuesto al sol más de 30 minutos, de lo contrario podríamos terminar con piel irritada, o sí tu piel realmente es sensible, podrías acabar hasta con una quemadura menor, por lo cual, sí vas a la playa es factible que siempre uses bloqueador solar. Este lo puedes conseguir en cualquier farmacia sin necesidad de receta médica, es mejor sí en la etiqueta avisa que es bloqueador especialista contra rayos UV. Pero no sólo te limites a utilizarlo durante tu visita a la playa, si no todos los días para evitar las manchas imperceptibles que son efecto de la exposición continua a los rayos del sol.

Usar gorra para desviar un poco la proyección del sol hacia nosotros y ropa que nos cubra lo suficiente pero que no ahogue la piel también son buenas recomendaciones, y sobre todo, no huyas del sol, cómo se ha estado diciendo desde antes, tomar sol es muy bueno y benéfico para nuestra piel.  

Read moreEl sol: el aliado y enemigo de tu piel